BLOG

20180515_144557

Martes 15 de mayo de 2018

Hidratarse en invierno

Hidratarse en invierno también es importante. Aquí encontrarás 9 ideas para hidratarse con sabor.

Aunque todos pensamos que en verano únicamente corremos riesgo de deshidratarnos, la realidad es que en temporada de frío también nos encontramos vulnerables, sobre todo porque tenemos menos sed, no sentimos el sudor como en verano y nos volvemos reacios a consumir alimentos con alto contenido acuoso. Por ello, te recordamos que mantenerte bien hidratado en invierno también es importante y dejamos nueve ideas para lograrlo.

Agua en diferentes bebidas e infusiones

Si en invierno no te resulta tan fácil como en verano beber agua, puedes lograrlo como parte de otro tipo de bebidas o infusiones varias que además, pueden ayudarte a sumar nutrientes que refuerzan las defensas del organismo.

Así, algunas otras opciones líquidas para hidratarte con sabor durante el invierno son:

  • Agua de sabores sin adicionar azúcar sino opciones que naturalmente le brinden sabor al agua como frutas, hierbas, verduras o incluso especias diversas. Como en verano, en invierno podemos aumentar la temperatura del agua que saborizamos y añadirle por ejemplo, cítricos que ofrecen vitamina C de ayuda para recuperarnos de gripes y resfriados, hierbas, especias y otros ingredientes fuentes de componentes que entre otras cosas pueden ayudarnos a reforzar las defensas del organismo en esta temporada.
  • Té verde que es uno de los alimentos que contribuyen a la prevención de la gripe y que además, aporta variedad de antioxidantes que pueden reforzar el sistema inmune así como alejar virus y otros agentes patógenos de nuestro cuerpo.
  • Té de jengibre que se elabora sumergiendo en agua a punto de ebullición la ralladura y trozos de esta raíz con valiosas propiedades. Tiene efecto antiinflamatorio por lo que puede ayudarnos a prevenir y curar enfermedades ante el frío, así como también, beneficiar la salud cardiovascular y alejarnos de patologías metabólicas. Un truco: combinarlo con zumo o ralladura de limón para un mejor sabor y mayor dulzor.
                                                           20180515_144638
  • Té chai que se elabora a partir de té negro colmado de antioxidantes que pueden beneficiar la salud y que así como en verano podemos prepararlo helado, en invierno podemos consumirlo caliente, junto a variedad de especias para obtener más y mejores nutrientes con el mismo.
  • Limonadas, pues aunque son siempre estrellas en el verano, en invierno podemos beber más líquido de esta forma e incorporar variedad de buenos nutrientes para cuidar la salud ante el frío. Además, la limonada puede alejarnos de gripes y resfriados si la bebemos templada en invierno y es posible elaborarla no sólo de lima y limón sino con diferentes frutas o verduras.
                                          20180515_144735
                                          Foto:Liliana Fuch
                                          Vitónica

Más agua en tus platos sólidos

No sólo beber más líquidos nos ayuda a estar bien hidratados, sino que aproximadamente un 30% del agua de nuestra dieta ingresa al organismo con alimentos o preparaciones sólidas.

Así, incluir en nuestra dieta de invierno frutas y verduras varias, y preparaciones como las que mostramos a continuación también puede ayudarte a hidratarte con sabor en esta temporada:

  • Sopas que en todas sus formas favorecen la hidratación. Las de verduras son las más recomendables para sumar un alto contenido acuoso, aunque también podemos consumir sopas con legumbres o con pescado y otras carnes si queremos hacer de este plato una comida completa que sumará buenos nutrientes, saciará e hidratará ante el frío.
  • Cremas que son de la misma familia que las sopas pero con un aspecto diferente y más fáciles de digerir debido a que no habrá “trozos” ni exigirá masticación como sí puede hacerlo la sopa. Así, podemos elaborar cremas de vegetales o frutas varias y consumirlas a temperatura caliente para reconfortarnos mientras sumamos buenos nutrientes en invierno. Algunas buenas opciones son: crema de zanahoria y tomatecrema de espárragos o de zanahoria y jengibre.
                                                       20180515_144914
                                                       Foto: e.clemente
                                                       Directo al paladar
  • Guisados y estofados que habitualmente requieren del agregado de agua en altas proporciones y que podemos incrementarlo si adicionamos una elevada cantidad de verduras en su interior. Los platos de cuchara así serán más saludables y ofrecerán no sólo una ayuda para hidratarnos sino buenos nutrientes para proteger la salud ante el frío. Algunos ejemplos de guisados y estofados ricos en agua son: verduras guisadas con alubias y pastacurry verde de pollo con verduras y arrozlentejas guisadasalcachofas guisadas con cígalas, y tantos como nuestra imaginación lo permita.
  • Compotas de frutas que son una opción válida para consumir frutas en invierno, a una temperatura templada si no nos apetece la fruta fresca. Podemos elaborar compotas sin azúcares añadidos y con variedad de especias para sumar buenos nutrientes que refuerzan las defensas del organismo como por ejemplo, con canelacon pasascon zumo de limón entre otras.

Con estas nueve ideas para hidratarte con sabor durante el invierno podrás favorecer una adecuada ingesta de agua que te ayude a cuidar el buen funcionamiento del organismo y alejar enfermedades ante el frío.

En Santiago Mas10 Extreme Gym es pionero en el modelo de gimnasio boutique en electroestimulación muscular en La Dehesa de la mano de Visionbody Chile.

Fuente: Vitónica / @gabygottau

Imagen | Zo1dberg, Pixabay, Vitónica y Directo al Paladar